Lifting de Cuello

Pocas estructuras anatómicas tienen tanta importancia para definir la apariencia y la edad de un individuo, tanto hombre como mujer, como el cuello.

La alteración en las características de la piel, el músculo, la grasa e incluso las glándulas salivales pueden dotar al cuello de un aspecto inadecuado que sin duda tendrá un efecto negativo en nuestra cara.

Tres son los signos de envejecimiento más frecuentes que se pueden observar a este nivel:

1.- Falta de definición del reborde mandibular (donde realmente comienza el cuello) que se produce por la “caída” de la piel y la grasa de la cara por debajo de la mejilla a ambos lados del mentón.

2.-Exceso de grasa (papada) tanto subcutánea como a un nivel más profundo, impidiendo la adecuada definición del cuello.

3.-Presencia de las llamadas “bandas platismales” o pliegues longitudinales que pueden presentarse desde el mentón hasta la clavícula, en un número variable.

En qué consiste esta cirugía

 El Lifting de Cuello consiste en retirar la grasa sobrante de la zona del cuello, dejando la piel de la zona tersa y sin signos de envejecimiento. Al paciente se le puede administrar tanto anestesia local como general. Algunas de las ventajas de este tipo de cirugía son que el periodo de recuperación será más corto y si se utiliza anestesia local, aparecerán menos hematomas que con otros procedimientos y las incisiones que se realicen serán más pequeñas.

Problemas que resuelve el Lifting de Cuello

  • Redefine el contorno del hueso maxilar y los carrillos
  • Elimina el denominado Cuello de Pavo
  • Refuerza la capa muscular subyacente en la cara, fondo de boca y cuello
  • Elimina el exceso de tejido graso bajo la barbilla
  • Retira la piel sobrante

APRECIACIÓN DE RESULTADOS: Tras las 2 primeras semanas, momento en el que se retiran los puntos y la hinchazón disminuye.
PRECISA ANESTESIA: Local
DURACIÓN DE LOS RESULTADOS: Definitivos
PRECIO: 2.800€
FINANCIACIÓN SIN INTERESES a partir de 75€/mes